CÓMO RECORRER LOS BACKWATERS DE ALLEPPEY, KERALA

Allepey es conocida como “La Venecia del Este”. Situada en el sur de la India, en el famoso estado de Kerala, esta pequeña ciudad es famosa por sus numerosos backwaters que conectan diferentes lagunas con el mar. Los Backwaters son una amplia red de canales entre pequeñas aldeas locales y  la vegetación tropical de Kerala. Es un laberinto de agua rodeado de cocoteros y tradición. Por los más grandes circulan ferrys que conectan ciudades de la región, mientras que por los más pequeños hay barcas más pequeñas dirigidas el turismo. Para recorrer este tipo de canales hay varias opciones:

  • Houseboat: son barcos más lujosos en los que te alojas por una o más noches navegando por los canales. Estos barcos se pueden compartir con otras familias o alquilarlos tu sólo. Por lo que vimos, los precios rondaban los 30€ por noche y por persona.
  • Sikkara: son las barcas tradicionales de Kerala. En estas caben grupos hasta de 12 personas (dependiendo del tamaño de la barca) y se negocia directamente con el dueño el precio y el tiempo de navegación. Esta es la que hicimos nosotros, tras pasear por las inmediaciones del canal principal de Allepey y hablar con varios barqueros, nos decidimos por un recorrido de 3 horas por 1700 rupias. Como consejo, pedidle a vuestro barquero que pase por los canales más pequeños, cercanos a los poblados, allí os donde se disfruta más viendo el modo de vida de los locales, los niños saludando y jugando por los canales. Con 2 horas es suficiente.
  • Canoa a remo: esta es una opción muy interesante ya que gracias al tamaño de la canoa se puede acceder a los canales más estrechos y vivir toda esa naturaleza de más cerca. El precio era más caro que los sikkara, cosa que entendemos ya que el esfuerzo del dueño es mayor.
  • Ferry: aprovechar el transporte público para ver los backwaters. Es la opción más barata (unas 400 rupias) pero los recorridos son de muchas horas y no se pueden meter en los canales pequeños.

Aparte de los backwaters poca cosa más ofrece Allepey. Nosotros fuimos hasta la playa, bastante salvaje, pero deja mucho que desear y daba un poco de asquito bañarse. La ciudad en si es bastante caótica y sucia, no hay una gran oferta de alojamientos pero como en toda la india comimos genial. Además, montan un mercadillo en la calle principal todos los días bastante interesante para matar las horas libres.

Deja un comentario